¿Sacrificarías el diseño de tu web para que sea responsive?

¿Pero qué significa exactamente que nuestra página tenga la cualidad de ser “responsive”? Según el diccionario Inboud de marketing 40defiebre, el diseño web responsive o adaptativo es una técnica de diseño web que busca la correcta visualización de una misma página en distintos dispositivos. Desde ordenadores de escritorio a tablets y móviles.

Hoy en día accedemos a sitios web desde todo tipo de dispositivos; ordenadores, tablets, smartphones… por lo que, cada vez más, nos surge la necesidad de que nuestra web se adapte a los diferentes tamaños de los mismos.

Los dictados del marketing y el diseño suelen hacer que los diseñadores y desarrolladores se centren mucho más en el aspecto de la web desde los ordenadores, situación que a posteriori conlleva la eterna duda, ¿qué sacrificamos el diseño original por hacer la página responsive?¿O nos quedamos con un gran diseño para la visualización en ordenadores y optamos por un mal diseño en la versión responsive?.

responsive

Para llegar a la respuesta, solo debemos analizar el importante papel del resto de los dispositivos para navegar por internet en la actualidad: Desde el año 2014 el móvil se convirtió en el primer medio de acceso a internet y sigue siéndolo en la actualidad.

Así que conociendo ya la importancia de los dispositivos alternativos al ordenador, sobre todo los smartphones, nos sentamos a hablar con un desarrollador y un diseñador (de nuestra oficina en Digital Art & Designers), de manera independiente. ¿Qué opinan ellos?.

Desarrollador: 

Directamente opta por el “sacrificio” del diseño frente al desarrollo responsive, pero prefiere llamarlo “adaptación” porque piensa que no debería tener un matiz tan negativo.

Diseñador:

Si se tiene en cuenta la responsividad de la web desde las fases preliminares del diseño (adquisición de necesidades del cliente, primeros prototipos, etc), no tendría que hacer falta sacrificar nada en absoluto: con una buena labor de diseño, y siempre que el cliente mantenga una actitud abierta ante las necesidades técnicas, la responsividad no afectará al aspecto de la web. Ahora bien, si es necesario incorporarla a posteriori, con un diseño rígido ya hecho, hoy en día hay que sacrificar todo lo que sea necesario para que la web se adapte correctamente a dispositivos móviles, porque la realidad es que hace tiempo que han dejado de ser minoritarios.

Diseño y responsividad se retroalimentan: las tendencias actuales del diseño han surgido precisamente como respuesta a las necesidades de implementar rápidamente diseños flexibles que se visualizen de forma correcta en cualquier plataforma, y por otro lado diversas mejoras técnicas en los dispositivos y herramientas de programación han surgido para mejorar la navegación y visualización de las web. La responsividad es ya un requisito del desarrollo web, más que una característica que haya que poner en competición con el diseño.

pantalla

En definitiva nos quedamos con que en la actualidad, desde el primer diseño, hay que contar con el aspecto responsive para que el diseño finalice siendo una evolución, se adapte, y luego no tengamos dos webs diferentes o una bonita y adecuada a efectos de marketing a través del ordenador y una fea a través del móvil.

Si necesitas más información sobre este u otros aspectos sobre el diseño y desarrollo de tu web, te invitamos a ponerte en contacto con nosotros a través de nuestro correo electrónico info@digitalartdesigners.com

 

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *